¿Qué sería del arte sin espacios donde darse a conocer? Entre otros muchos factores, a lo largo de la historia, han sido esos lugares que se prestan como escenario los que han propiciado la consumición del arte, la exhibición de obras y de artistas. Aunque pueda parecer evidente, a veces se pasa por alto la importancia y el valor de esta figura, concepto amplio por la multitud de formas que puede adoptar dependiendo de su naturaleza y objetivos. Y es que ¿qué sería del arte dramático sin teatros, de la música y la danza sin auditorios, de la pintura y la escultura sin museos, de la literatura sin bibliotecas?

Es un hecho obvio que unos no podrían llegar a existir sin los otros. No del todo, al menos. Por ello, al igual que deseamos ensalzar el valor del arte, habríamos de recordar la importancia de los espacios que comprenden toda esa belleza para compartirla con el mundo. LA CASA de Patraix es uno de esos espacios, hogar, como su propio nombre da a entrever, de artistas y sus obras.

Inaugurada el 26 de septiembre del 2014, LA CASA de Patraix se gestó a medio camino entre la mente y el corazón de Carmen, madre orgullosa de su obra y amante empedernida de la cultura. Ubicada en el corazón del barrio de Patraix, en Valencia, concretamente en el número 11 de la calle del Convent de Jesús, fue evolucionando de un espacio familiar a uno cultural. Al amparo de Carmen, alma mater de este lugar desde su origen hasta la actualidad, en su interior se desarrollan actividades de todo tipo: exposiciones, conciertos, recitales, micros abiertos, talleres de divulgación y formación… Cualquier persona es bien acogida para compartir sus habilidades y pasiones con el público que acude, día a día, a regocijarse con el calor que emana LA CASA.

Ahora bien: ¿qué se esconde detrás de todo este torrente de acontecimientos? ¿Cuáles son los engranajes que hacen funcionar las entrañas de un espacio como es LA CASA de Patraix? ¿Qué es necesario para unirse a una familia tan amplia y variada como es la que compone esta casa? A continuación compartiremos una charla del todo interesante y necesaria con Carmen, que nos abrirá los ojos, para que podamos comprender cómo funciona todo tras el telón, y los brazos, para que acudamos a su hogar siempre que lo precisemos, ya sea para disfrutar de la cultura o para compartirla.

¿Cómo y cuándo surgió la idea que terminó gestando de LA CASA de Patraix? ¿Fueron fáciles sus inicios?

Arrancó hace ya bastante tiempo, más de ocho años, pero LA CASA no se transformó en un proyecto cultural hasta 2016 aproximadamente, cuando empezó a evolucionar, a hacerse mayor, a dejar sus inicios como un espacio familiar para ser otra cosa: un espacio en el que hubiera cabida para todo lo que fuera cultura. LA CASA de Patraix, después de todo, no es una casa de cultura, es un espacio cultural.

Desde luego, los inicios no fueron fáciles. De hecho, a día de hoy sigue siendo complicado gestionar un proyecto así; como todo lo que represente cultura en espacios pequeños, sin ayudas, y más aún siendo autónomo, es difícil de mantener.

Como comentas, LA CASA de Patraix ha ido desarrollándose desde su inauguración. ¿Qué inspiró esos cambios? ¿Cómo ha sido el camino recorrido hasta lo que se ha convertido hoy día?

Empezó a evolucionar desde un principio, podría decirse que desde el minuto dos, pero de forma paulatina. Influyeron en este proceso, por una parte, mis inquietudes, por otro lado, el poco tiempo que tenía y tengo para participar de vida social, de ir a conciertos, a representaciones teatrales, a recitales… Pensé: «si tengo mi propio espacio, ¿por qué no traerlos a mí?». Además, por supuesto, también me animó la satisfacción de abrir la puerta a todas esas personas que no tienen dónde mostrar sus obras, sus proyectos. Al final, no se trata de inspiración, sino de ganas de promover, de ofrecer, de trabajar…

El camino, como comentaba, fue y sigue siendo difícil. Ser autónoma es una locura, y más aún si le añades el hecho de que el proyecto que quieres llevar a cabo es un espacio cultural, independiente, que no cuenta con ayudas económicas, vínculos con asociaciones vecinales, ni con ningún ente público.

¿Quién hay detrás de LA CASA de Patraix? Detrás de un proyecto tan rico como este ha de haber un gran equipo trabajando.

Pues realmente LA CASA de Patraix es una prolongación mía. Como digo a veces, es como una hija llegada cuando ya no la esperas, a la que cuidas como a nadie y a la que te entregas en cuerpo y alma. En definitiva, yo soy mi propio equipo: soy la gestora, la organizadora, la camarera, el personal de mantenimiento y de limpieza, la que organiza el inventario y lo reabastece, la que da atención al cliente…

Pero, eso sí, tengo un montón de gente sin quienes esto no sería posible, que contribuyen con LA CASA compartiendo sus proyectos y su talento: poetas, músicos, escritores, pintores, actores y actrices, clowns, profesores de idiomas y de manualidades… Son muchísimos sin los que mi proyecto no existiría. Al final, sin ellos, LA CASA de Patraix no sería lo que es.

Actualmente, ¿qué eventos se desarrollan en LA CASA?

Algunos de ellos son más puntuales que otros, puesto que tienen lugar semanal, mensual o anualmente. Y es que se desarrollan eventos de diversa índole: recitales, presentaciones y conciertos; mercadillos; intercambio de idiomas, para aquellos que deseen aprender y practicar la competencia conversacional; talleres varios, como, por ejemplo, de crochet, y actividades formativas, como la de divulgación sobre el poder femenino…

A día de hoy, hay algunos muy interesantes que se desarrollan de forma más frecuente y que sirven de punto de encuentro para artistas y amantes del arte, como el proyecto TejeryDar, o como son el club de lectura, o el micro abierto, que ha derivado en la creación del club de poetas de LA CASA de Patraix, Poetrix.

Asimismo, hay otros que se dan mensual o anualmente, como el de La semana de la Dona, el Encuentro de libros y autores, o el Encuentro de rap y poesía callejera o urbana, que vimos nacer este pasado mes de noviembre.

¿Qué clase de artistas son bienvenidos en los eventos que se organizan en LA CASA de Patraix?

En LA CASA es bienvenido todo el mundo. Sea cual sea el ámbito cultural desarrollado, cualquiera puede acudir para participar en los eventos planteados e incluso proponer otros.

¿Qué necesita un artista para poder organizar un evento, ya sea recital, concierto, exposición, etc., en LA CASA de Patraix?

Basta con ponerse en contacto conmigo: mandarme una propuesta, un dossier, un teaser… Después de plantear la actividad que vaya a desarrollarse, solo falta fijar la fecha más adecuada y divulgarlo para atraer al público interesado. Lo demás ya fluye por sí solo.

LA CASA de Patraix ha terminado siendo el lugar de reunión de muchos artistas de disciplinas diversas. ¿Qué te aporta, a nivel personal y profesional, este hecho? ¿Qué te gustaría que esto supusiera a futuro para el panorama cultural?

A mí me aporta satisfacción, por un lado, porque disfruto como nadie de escuchar, aprender, ver, sentir… Y, por otra parte, orgullo porque las personas quieran compartir en LA CASA su arte y sus habilidades con los demás.

Al final, me gustaría que, en el panorama cultural, se reconociera a LA CASA de Patraix como una entidad cultural que apoya y acoge a muchos artistas. Además, me encantaría que para ellos este espacio fuera un trampolín para el reconocimiento, que les abra otras puertas para expandir su arte a otros horizontes.

Hasta el momento, ¿cuál ha sido el evento que más ha marcado la historia de LA CASA de Patraix? Háblanos un poco acerca de él.

No sería capaz de escoger uno solo, ya que para mí todos son importantes, todos aportan valor, todos llenan de calor estas paredes… No obstante, admito que sí tengo una especial debilidad con aquellos que reúnen poetas y músicos.

¿Tienes algún proyecto más actual entre manos del que nos puedas hablar más en detalle?

Estos últimos meses se han ido desarrollando varios que no se habían dado antes. Por ejemplo, en noviembre, tuvo lugar por primera vez el encuentro de Rap y poesía callejera o urbana.

Además, se han dado algunos otros que, aunque se organizan de forma anual, siempre varían según su formato y las colaboraciones que se van dando. En diciembre pudimos disfrutar de muchos así, algunos de ellos junto a otros locales y sociedades del barrio, como la Velada Solidaria de Santa Lucía, donde, cada año, se intenta dar visibilidad a alguna entidad. En esta ocasión a De neu, asociación sin ánimo de lucro que persigue ser un punto de encuentro y apoyo para familias afectadas por algún tipo de enfermedad neurotransmisora, doctores e investigadores. Para ello se organizó un concierto en colaboración con el Club Ukelele Valencia y se ofreció chocolate y coca de llanda a los asistentes.

Por otro lado, contamos con otras entidades, como PayaSOSpital, para desarrollar una quedada solidaria el 21 de diciembre.

También se organizó un mercadillo de artesanas de Patraix, con eventos culturales incluidos para animar y diversificar el evento. Y, mientras se iban desarrollando micros abiertos, nacía Poetrix, el club de poetas de LA CASA, etc., para terminar el mes comencé a organizar La semana de la Dona y el Encuentro de libros y autores que tendrán lugar el próximo año, en 2023.

Para futuros, estoy segura, la liaré creando y colaborando con muchos otros.

¿Hay algún medio por el que podamos estar al tanto de los eventos que se van desarrollando en LA CASA de Patraix?

Doy a conocer todas las noticias por las redes sociales, en Instagram, @la_casa_de_patraix, y en Facebook, además de en la web de LA CASA de Patraix.

Además, nuestros artistas y colaboradores pueden acceder libremente al grupo de WhatsApp, en el que se dan a conocer los eventos que se van dando y pueden apuntarse para participar en cuanto gusten.

Es un hecho que son necesarios muchos espacios que se presten a la divulgación cultural. ¿Qué consejo le darías a alguien que desea emprender en este mundo?

Que, pese a las dificultades que vayan surgiendo, no desistan; la cultura es medicina para la sociedad y, como tal, imprescindible. La gente que genera cultura, sea del tipo que sea, necesita de espacios donde poder mostrarse y compartir su arte. Les diría, en conclusión, que continúen luchando por su meta; que, aunque cueste, siempre hay una recompensa al final.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s